martes, 9 de mayo de 2017

Reseña: SHE WAS SO BAD, de Varias Autoras.

Título: She was so bad
Autoras: Varias
Publica: Aloha! Editorial
Páginas: 188
Precio: 15 €

Antes no me fijaba tanto en los nombres de los autores de los libros que leía como en los títulos de dichas obras. De un tiempo a esta parte, sin embargo, conforme me voy interesando cada vez más en ciertos géneros, me he dado cuenta de que son demasiado pocos los libros escritos por mujeres que se publican, como si nosotras no escribiéramos ciencia ficción, fantasía, terror o pulp de calidad (o de ningún tipo en absoluto).
A Adriana Bañares, la editora de Aloha! Le pasó lo mismo. Bueno, en realidad ella se molestó mucho más con este asunto, hasta el punto de decidir publicar una antología con relatos pulp escritos solo por autoras. Sería un precioso libro de rarezas titulado She was so bad, exactamente igual que una canción de un grupo de garage de los 60 llamado Blue Embers. Y ya que el libro iba a titularse como un single, ¿por qué no darle a volumen forma de disco de 7”? Dicho y hecho.
El siguiente paso lógico era buscar a las autoras que participarían el proyecto. Lejos de servirse de una lista previa de favoritas, Bañares decidió buscar minuciosamente por internet. Finalmente reclutaría a veintidós escritoras: Carmen del Río Bravo, María Fernanda Ampuero, Julia González Calderón, Eva Pardos Viartola, Chus Sánchez, Sylvia Ortega, Marah Villaverde, Isabel Galán, Pilar Royo, Noelia Montalbán, Noelia Olmedo Cubí, Tania Panés, So Blonde, Mika Lobo, Alicia Sánchez Martínez, Isabel G. Gamero, Ana Cuaresma, Emily Roberts, Silvia Hidalgo, Lola Robles, Anabel Gabaldón Hita y Lucy Leite.
El libro comienza con Maybe I just write pulp, un poema y toda una declaración de intenciones que no solo nos viene a indicar que la protagonista del mismo, como dice el título “quizá solo escriba pulp”, sino también que sabe que es considerada por los demás una chica mala, y no le importa.
Pero, ¿qué es una chica mala? Una mujer que hace lo que quiere, que se enamora de la persona menos indicada, que comete errores, que sabe cómo manejar los hilos, que rompe las normas… ¿Sería considerada mala si fuera un hombre? Probablemente no. Chicas de este tipo, mujeres atrevidas que no temen cruzar todas las fronteras con el fin de sobrevivir en un mundo de hombres son las que vamos a encontrar en relatos como Subasta, Miami Bridge, Ciénaga de cenizas, Esconder un cadáver, El regalo, Polaroid, Sewers, El hombre de la camiseta de Jimmi Hendrix, Como un hombre, El peligro de llevar la contra, Fibroma, Tenebrácula, Excursión, La huida y Gotán.
Las chicas malas, o las chicas en general, son a menudo víctima de desalmados que intentan aprovecharse de ellas, incluso hasta el punto de llegar a quitarles la vida. De estas chicas que acaban siendo tristes víctimas nos hablan cuentos como Fuera de juego, Mis chicas, Morder el polvo y Amiridia.
Las chicas malas también tienen familia, amigos, gente a la que amar. Por ellos o a causa de ellos vivirán sus momentos más tremendos. Lo vemos en historias como las de Esconder un cadáver, El regalo, Hermanas, El peligro de llevar la contra, Fibroma, Padre ha muerto, Excursión y Gotán.
Aunque la mayoría de estas historias tenga un tinte actual y bastante urbano también hay espacio para las distopías, en relatos como La idea de volver y Amiridia, y las tramas que nos devuelven a la naturaleza, fresca y salvaje, como Sewers, Excursión y La huida.
Se podría decir mucho de todos y cada uno de los relatos de este libro, pues sus historias así lo merecen. Entenderéis que no me entretenga en ello, pues el comentario detallado de veintidós historias me ocuparía demasiado espacio, y al final acabaríais aburriéndoos. En vez de eso, os diré que para mí el relato más singular de esta antología, por saber combinar su autora en él tanto la intriga como lo macabro y un sentido del humor ácido es El peligro de llevar la contra, de Mika Lobo. En este relato, conoceremos a una mujer estresada que puede hacer cambiar todo su mundo en un solo día. Un cuento tan desternillante como terrorífico.
Y hasta ahí puedo contar. Lo demás, tanto de este relato como de los otros de este libro, tendréis que descubrirlo haciéndoos con un ejemplar de She was so bad, esta valiente antología escrita con maestría por veintidós voces femeninas. Un libro lleno de acción, venganza, amor, celos, desasosiego, humor negro y muchos personajes femeninos tremendamente interesantes. ¿Te atreves a conocerlas a todas ellas? Yo que tú ni me lo pensaría.
Cristina Monteoliva


Si quieres estar al tanto de las actualizaciones de La Orilla de las Letras, hazte seguidor de Blogger (solo necesitas una cuenta gmail para ello) de este sitio o dale a Me gusta en

                      https://www.facebook.com/laorilladelasletras 



No hay comentarios:

Publicar un comentario